Brillante artículo de SAF: De Superligas, intervenciones y Fútbol Para Todos

Desde hace muchos años, lo vinculado al manejo de nuestro fútbol da para el comentario. Durante 35 años, el principal responsable fue Julio Grondona, quien –sabido es por todos- se movía a sus anchas, legal o ilegalmente. Podría afirmarse que esto último era un tema menor y sin mayor importancia. Nadie quiso o nadie pudo poner freno a sus manejos y desmanejos.

Fallecido Don Julio, el barco navega desde el mismo momento de su muerte, a la deriva. Sin timón, y sin que haya surgido una persona en el seno de la AFA, con autoridad moral suficiente como para tomar firmemente la conducción. Como si esto no fuera de por sí un serio problema, desde el año 2009 apareció en escena el Estado Nacional con el Programa Fútbol para Todos.


Para averiguar sobre la existencia de irregularidades en la entrega y distribución de fondos públicos a la AFA, desde esa fecha, en el año 2014 se inició ante la Justicia Federal un proceso, en el cual se designaron tres veedores judiciales. El cambio de gobierno, ocurrido a fines del año 2015, dio una vuelta de tuerca a todo este entramado, toda vez que se amagó con poner en crisis la ingerencia de hecho del Estado (esencialmente por el aporte de fondos), en la AFA. En diciembre del año 2015 –también-, se produjo la frustrada elección de autoridades, con el papelonesco espectáculo que significó la aparición de 38 votos para cada uno de los dos candidatos, con 75 votos emitidos.

Recordamos que la Asociación Civil Salvemos al Fútbol (SAF) requirió en esos momentos, por escrito a la IGJ (vinculada al Ministerio de Justicia de la Nación), la intervención formal de la AFA. Se imponía por el lapso de 180 días, para que el 1º de julio del año 2016 se la entregara saneada a las nuevas autoridades, elegidas con los controles, legitimidad y transparencia que debería garantizar la Inspección General de Justicia. Así lo expusimos. Nada se dispuso al respecto.

Transcurridos varios meses, y puesta en crisis por el Poder Ejecutivo actual la entrega de dinero por parte del Estado a la AFA, se asfixió económica y financieramente a la entidad rectora del fútbol argentino. Apareció entonces, sorpresivamente, la idea de crear una Superliga, como las que funcionan en algunos países de Europa, en especial Alemania o España. Es más, de éste último país llegó el Director o Gerente supervisor de la formada allá, y dio varias charlas para explicar su mecanismo, normativa, etc.

Bayern, Atlético Madrid, River e Independiente del Valle

Cuando el Atlético Madrid eliminó al Bayern Munich, al finalizar ese juego, la sensación de proeza flotaba en el aire. En un partido épico, con goles y penales atajados, el poderoso alemán no pudo con el segundo de Madrid. Lo heróico del colchonero fue perder 1-2 y gracias al gol de visitante alcanzar la final de la Champions League.


La superioridad del equipo de Josep Guardiola fue patente en el trámite pero no así en el marcador. Como lo demuestran los siguientes números:

Posesión del balón: (Bayern 67% – 33% Atlético)
Renates: (Bayern 33 – 7 Atlético)
- Al arco: (Bayern 12 – 4 Atlético)
- Paradas del arquero: (Bayern 3 – 10 Atlético)
Tiros de esquina: (Bayern 12 – 2 Atlético)
Pases completados: (Bayern 567 – 137 Atlético)


Finalizado el partido, más allá de hinchar por uno u otro equipo, nadie quedó indiferente. Ahora revisemos la estadística del partido entre River Plate e Independiente del Valle, donde el equipo ecuatoriano avanzó a cuartos de final de la Copa Libertadores pese a caer 1-0 en el estadio Monumental:

Deudas, deudas, deudas...

Después del artículo publicado ayer por Gustavo Grabia ( ggrabia@ole.com.ar ), hablando de la estafa al fútbol y al Estado, hoy publica el rojo de los clubes: muchi dinero en danza y deudas crecientes. ¿Cómo se explica? Lee el siguiente informe, que está publicado originalmente en este enlace.


En el juzgado federal a cargo de la doctora María Servini de Cubría están haciendo cuentas. Suman, restan, pero la factura siempre da negativa: aunque recibieron 6.000 millones de pesos entre 2009 y 2015, los clubes le deben a la AFA más dinero que antes. ¿Cuánto? 1.080 millones de pesos. Ese pasivo es lo que motivó la causa judicial y la imputación a varios dirigentes, empezando por el presidente, Luis Segura, y varios políticos del gobierno anterior, encabezados por el ex jefe de Gabinete Aníbal Fernández.